martes, 30 de septiembre de 2014

El nacionalismo

El nacionalismo. Tipos

Se distinguen dos:

El nacionalismo liberal o "voluntarista"

Su máximo defensor fue el filósofo y revolucionario italiano Mazzini. Éste consideraba que una nación surge de la voluntad de los individuos que la componen y el compromiso que estos adquieren de convivir y ser regidos por unas instituciones comunes. Es pues, la persona quien de forma subjetiva e individual decide formar parte de una determinada unidad política a través de un compromiso o pacto.

Giuseppe Mazzini

Giuseppe Mazzini (Génova,22 de junio de 1805 – Pisa,10 de marzo de 1872), apodado "el alma de Italia", fue un político, periodista y activista italiano que bregó por la unificación de Italia. Ayudó al proceso de formación y unificación de la Italia independiente moderna a partir de los numerosos Estados, muchos dominados por potencias extranjeras, que existieron hasta el siglo XIX. También contribuyó a definir el movimiento europeo en pro de una democracia popular en un Estado republicano. Escritor de los textos: "Italia republicana y unitaria"(1831) y "Una nación libre" (1851).
Desde ese punto de vista cualquier colectividad era susceptible de convertirse en nación por deseo propio, bien separándose de un estado ya existente, bien constituyendo una nueva realidad mediante la libre elección. La nacionalidad de un individuo estaría por lo tanto sujeta a su exclusivo deseo. Este tipo de nacionalismo fue el que se desarrolló en Italia y Francia, muy influido por las ideas de la Ilustración. 

El nacionalismo conservador u "orgánico"

Johann Gottfriend Herder (1762-1814)
Johann Gottfried von Herder (Mohrungen, Alemania, 25 de agosto de 1744 - Weimar, Alemania, 18 de diciembre de 1803) fue un filósofo, teólogo y crítico literario alemán, cuyos escritos contribuyeron a la aparición del romanticismo alemán. Como instigador del movimiento conocido como Sturm und Drang ("Tormenta e impulso"), la vertiente alemana del Prerromanticismo europeo, inspiró a muchos escritores, entre ellos, y muy especialmente, al joven Johann Wolfgang von Goethe, a quien conoció en Estrasburgo en 1770 y que posteriormente se convertiría en la principal figura del clasicismo literario alemán, aunque se distanciaría notablemente de Herder.
Sus principales valedores fueron Herder y Fichte ("Discursos a la nación alemana", 1808). Según ellos, la nación conforma un órgano vivo que presenta unos rasgos externos hereditarios, expresados en una lengua, una cultura, un territorio y unas tradiciones comunes, madurados a lo largo de un largo proceso histórico.

La nación posee una existencia objetiva que está por encima del deseo particular de los individuos. El que pertenece a ella lo seguirá haciendo de por vida, con independencia del lugar donde se encuentre. Sería -sirva el ejemplo- como una especie de "carga genética" a la que no es posible sustraerse mediante la voluntad. Este tipo de nacionalismo fue el esgrimido por la mayoría de los protagonistas de la unificación alemana. 

Johann Gottlieb Fichte
Johann Gottlieb Fichte (Rammenau, 19 de mayo de 1762 – Berlín, 27 de enero de 1814) fue un filósofo alemán de gran importancia en la historia del pensamiento occidental. Como continuador de la filosofía crítica de Kant y precursor tanto de Schelling como de la filosofía del espíritu de Hegel, es considerado uno de los padres del llamado idealismo alemán.
El nacionalismo

El nacionalismo es una ideología y movimiento sociopolítico que surgió junto con el concepto de nación propio de la Edad Contemporánea en las circunstancias históricas de la Era de las Revoluciones (Revolución industrial, Revolución burguesa, Revolución liberal) desde finales del siglo XVIII. También puede designar al sentimiento nacionalista y a la época del nacionalismo.

Como ideología, el nacionalismo pone a una determinada nación como el único referente identitario, dentro de una comunidad política; y parte de dos principios básicos con respecto a la relación entre la nación y el Estado:
  • El principio de la soberanía nacional: que mantendría que la nación es la única base legítima para el Estado.
  • El principio de nacionalidad: que mantendría que cada nación debe formar su propio Estado, y que las fronteras del Estado deberían coincidir con las de la nación.

El término nacionalismo se aplica tanto a las doctrinas políticas como a los movimientos nacionalistas: las acciones colectivas de movimientos sociales y políticos tendentes a lograr las reclamaciones nacionalistas.

Nacionalismo americano. Encuentro entre Bolívar y San Martín

En ocasiones también se llama nacionalismo al sentimiento de pertenencia a la nación propia, algo en principio identificable con el patriotismo, pero distinto si va más allá del mero sentimiento e incorpora contenido doctrinal o acción política en un sentido concreto.

Interpretaciones

El nacionalismo podría entenderse como un concepto de identidad experimentado colectivamente por miembros de un gobierno, una nación, una sociedad o un territorio en particular. Los nacionalistas se esfuerzan en crear o sustentar una nación basada en varias nociones de legitimación política. Muchas ideologías nacionalistas derivan su desarrollo de la teoría romántica de la "identidad cultural", mientras que otros se basan en el argumento liberal de que la legitimidad política deriva del consenso de la población de una región.
Ha sido duramente criticado por personajes históricos tan diferentes como Albert Einstein, Albert Camus o François Mitterrand.
Los primeros precedentes del nacionalismo comienzan a aparecer en el siglo XVIII, pues hasta ese momento, la idea de nación, tal y como se concibe en la actualidad, no se había formulado. Hasta ese momento, las identidades colectivas basadas en la religión o en ser súbditos de un mismo rey, prevalecían sobre las étnicas. En la Revolución francesa se utilizará el término nación como sinónimo de ciudadano, es decir, la nación ya no está personificada en la figura del monarca, pues la nobleza es un cuerpo ajeno a la nación: la nación es el tercer Estado.

Evolución del nacionalismo

La idea de Estado Nación se afianzó en Europa especialmente con el tratado de Westfalia (1648), que es considerado el origen del concepto de soberanía nacional.

A finales del siglo XIX las ideas nacionalistas habían comenzado a expandirse por toda Asia. En la India el nacionalismo incentivó el fin del dominio británico. En China el nacionalismo dio una justificación para el Estado chino, que se encontraba enemistado con la idea de un imperio universal. En Japón el nacionalismo fue combinado con el excepcionalismo japonés.

La I Guerra Mundial marcó la destrucción definitiva de varios Estados multinacionales (el Imperio otomano, el Imperio austrohúngaro y, en cierta medida, el ruso). El tratado de Versalles fue establecido como un intento por reconocer el principio de nacionalismo, ya que gran parte de Europa fue dividida en naciones-Estado en un intento por mantener la paz.

Elementos en común de todas las formas de nacionalismo

Algunos teóricos políticos sostienen que cualquier discriminación de formas de nacionalismo es falsa. Todas las formas de nacionalismo cuentan con una población formando una nación, lo cual significa que todos los miembros de una población creen en algún tipo de cultura común.

Nacionalismo de izquierda o popular

El nacionalismo de izquierda, (también llamado "nacionalismo popular" por aquellos que son reticentes a encuadrarse en el plano "izquierda-derecha", o por contraposición al término "nacionalismo oligárquico") es una forma de nacionalismo basada en la justicia social, la soberanía popular, la nacionalismo económico y la autodeterminación nacional (entendida como soberanía política nacional). El nacionalismo de izquierda agrupa a diversas corrientes que tuvieron en común una base de nacionalismo, con una orientación progresista, reformista o revolucionaria (en algunos casos se expresó de forma autoritaria o bajo regímenes militares). Debido a su apego a la noción del interés general de la nación o la comunidad popular, se le suele relacionar con ideales socialistas, razón por la cual algunas expresiones políticas suelen considerarse "nacionalismo social" o "socialismo nacional".

Mural nacionalista irlandés en Belfast mostrando solidaridad con el nacionalismo vasco, apreciándose en el mismo un mapa de Euskal Herria. Además, puede verse un retrato de Che Guevara con la bandera cubana.
Causas por la que el nacionalismo se hace atrayente

Una razón por la cual el nacionalismo ha mantenido su atractivo a través de los siglos puede ser el hecho de que pertenecer a una nación cultural, económica o políticamente fuerte da a la persona una agradable sensación de pertenencia, sin importar su propia contribución a su fuerza.


La calle Montorgueil, de Claude Monet. La celebración de las fiestas nacionales es una de las maneras a través de las cuales los Estados fomentan el sentimiento de pertenencia nacional entre sus ciudadanos.
Otra posibilidad defiende que las personas son seres sociales, y el formar parte de un grupo sociopolítico como la nación, es ventajoso y contribuye a su desarrollo, se considera que es la expresión de un rasgo general del comportamiento social favorecido evolutivamente, relacionado con el tribalismo.

En ocasiones puede surgir un sentimiento nacionalista cuando los miembros de una comunidad se sienten amenazados o atacados por otra comunidad o Estado. Puede surgir como respuesta a otro nacionalismo.

Fuente: wikipedia

Primer, Segundo y Tercer Reich

Banderas del Primer, Segundo y Tercer Reich respectivamente.
Primer Reich 
(El término Reich quiere decir «imperio» en alemán)

Sacro Imperio Romano Germánico 

El Sacro Imperio Romano Germánico (en alemán: Heiliges Römisches Reich Deutscher Nation «Sacro Imperio Romano de Nación Alemana»; o Sacrum Romanum Imperium Nationis Germaniae en latín) fue la unión politica de un conglomerado de estados de Europa Central, que se mantuvo desde la Edad Media hasta inicios de la Edad Contemporánea.

Bandera y extensión del Primer Reich.

Formado en 962, tiene sus orígenes en la parte oriental de las tres en que se dividiera el imperio carolingio. Desde entonces, el Sacro Imperio, se mantuvo como la entidad predominante en Europa central durante casi un milenio y hasta su disolución en 1806 por Napoleón I.

La denominación del Sacro Imperio varió enormemente a lo largo de los siglos. En 1034 se utilizaba la fórmula Imperio Romano para referirse a las tierras bajo dominio de Conrado II, y no fue hasta 1157, durante el reinado de Federico I Barbarroja, que se empezó a usar el término Sacro Imperio. Por otro lado, el uso del término Emperador Romano hacía referencia a los gobernadores de las tierras europeas del norte y comenzó a emplearse con Otón II el Sanguinario (emperador entre 973 y 983). Los emperadores anteriores, desde Carlomagno (muerto en 814) hasta Otón I el Grande (emperador entre 962 y 973), habían utilizado simplemente el título de Imperator Augustus ("Emperador Augusto". El término Sacro Imperio Romano comienza a ser usado a partir de 1254; y el término Sacro Imperio Romano Germánico data de 1512, después de muchas variaciones en los últimos años del siglo XV. 

Corona del Primer Reich.
En tiempos del emperador Carlos V (28 de junio de 1519), además de los territorios alemanes y de Holstein y Prusia, que con Riga llegaba hasta el golfo de Finlandia, el Sacro Imperio comprendía Bohemia, Moravia y Silesia, alcanzando con Carniola las costas del Adriático. Por el oeste, pertenecían al él el condado libre de Borgoña (Franco-Condado) y Saboya, a los que se sumaban Génova, Lombardía y Toscana en tierras italianas. También estaban integrados en el Imperio la mayor parte de los Países Bajos, con la excepción del Artois y Flandes, al oeste del Escalda. Partiendo del norte de los Alpes, llevaba todo un mes atravesar el territorio imperial en sentido norte-sur o este-oeste. 

Segundo Reich

Imperio alemán 

También conocido como Imperio Alemán este nombre corresponde a Alemania unificada hecho que se dio cuando subió al poder el Kaiser Guillermo I en 1871, el Segundo Reich alemán también logro una hegemonía entre las potencias de la época, ya que la insutrialización de la Alemania del Kaiser Guillermo I el creo varias instancias y democratizo un poco al Segundo Reich ya que añadió dos parlamentos el menor y el mayor, ademas de su idea de tener una Gran Alemania, unificando a todos los estados alemanes de la antigüedad para el mismo guiar a los alemanes bajo una misma bandera.

En sus escasos 47 años de duración el Segundo Reich afianzo alianzas internacionales con el Imperio Otomano, el Imperio Austro-Hungaro y algunas otras naciones, a pesar de la poca duración del segundo Reich vio cambios trascendentes en el mundo, tuvo un total de 3 Kaisers en menos de un año, ademas de esto intentaron expandir sus territorios en la repartición de África, hacerse con colonias en medio oriente ya que para ellos ahí es donde podrían darle mas potencial al Segundo Reich, esto causo la Primera Guerra Mundial, al final el Segundo Reich cayo tras su derrota en este conflicto, el tercer Kaiser Guillermo II abdico dejando el gobierno a cargo de una república conocida hoy como República de Weimar, esto fue en 1918.


Segundo Reich, sus posiciones en el mundo y su bandera.
El segundo reich fue fundado el 18 de enero de 1871 tras la victoria de Prusia en la Guerra franco-prusiana y supuso la unificación de los diferentes estados alemanes en torno a Prusia, excluyendo a Austria. Prusia se convirtió en Alemania, bajo el liderazgo del canciller Otto von Bismarck, quien fuera el verdadero artífice de la unificación, el más prominente hombre de estado del siglo XIX. Se inicia un período de gran desarrollo de la nación alemana en todos los campos: científico, económico, geográfico, político y militar.
A partir de ese momento, Alemania se transforma junto a Inglaterra en una de las dos grandes potencias mundiales.
Tercer Reich

Alemania Nazi 

La Alemania Nazi, Imperio Nazi o el Tercer Reich son términos que se refieren a la Alemania del período comprendido entre 1933 y 1945, cuando Adolf Hitler gobernó este país bajo los fundamentos de la ideología totalitaria del nazismo.
  1. Reino de Prusia 1701-1918
  2. Imperio Alemán 1871-1918
  3. Republica de Weimar 1919-1933
  4. Tercer Reich 1933-1945
  5. República Democrática alemana
  6. República Federal Alemana
Bandera - Tercer Reich

El Tercer Reich es el período y se utiliza como sinónimo para la Alemania Nazi. El término fue introducido por la propaganda nazi, que contaba al Sacro Imperio Romano Germánico como el primer Reich o imperio, al Imperio alemán de 1871 como el segundo y a su propio régimen como el tercero. Esto fue hecho para sugerir una vuelta gloriosa de la Alemania anterior tras la República de Weimar instaurada en 1919 y que, sin embargo, nunca fue disuelta oficialmente por el nuevo régimen. 

El partido Nazi procuró combinar símbolos tradicionales de Alemania con símbolos del partido Nazi, siendo un sìmbolo runico, la esvàstica el màs representativo del règimen, en un esfuerzo por reforzar la idea de unidad entre sus ideales y Alemania. 

Escudo - Tercer Reich
Tras su derrota en las elecciones de 1932, el NSDAP promovió una ola de revueltas y violencia callejera que forzó al débil e inestable gobierno al colapso. El jefe de Estado, Paul von Hindenburg, fue presionado a pactar con Hitler, quien fue nombrado canciller alemán el 30 de enero de 1933. Una vez en el cargo, Hitler llamó a nuevas elecciones en medio de una intensa propaganda nazi. Poco tiempo antes de los comicios, el Reichstag (Parlamento Alemán) fue incendiado. Entonces Hitler culpó a los comunistas, sugiriendo que el incendio era el comienzo de una revolución y sembró el pánico con el objetivo de un mayor caudal electoral. Finalmente, las elecciones le otorgaron el control del Parlamento, el que poco después aprobaba una ley que establecía una dictadura a través de medios democráticos. 

Imagen de reunión del Tercer Reich.
Hitler impuso desde entonces un gobierno centrado alrededor de su figura, basado en el principio del caudillo o "Führerprinzip". Según este principio político, el Führer quedaba identificado con el pueblo ("era" el pueblo), y sólo él conocía y representaba el interés nacional. Esta representación del pueblo por el líder era esencial: no suponía ningún procedimiento de consulta y delegación del poder. El Führerprinzip, sostenían sus ideólogos, reemplazaba a un gobierno irresponsable e impotente (el parlamentario), por otro poderoso y en el que la responsabilidad recaía en una sola figura. Así, la voluntad del Führer se transformaba en la ley. La aplicación de este principio resultó en formas totalitarias de control y represión, ya que cualquier oposición a los designios del Führer era, por definición, antinacional. 

Imagen de reunión del Tercer Reich.
El antisemitismo jugó un papel importante dentro de la doctrina nazi. A la raza aria como símbolo perfecto de todo lo puro en Alemania se le contraponía la perversión de la raza judía enemiga del género humano. Los judíos fuero presentados por Hitler como cabeza de turco por la derrota alemana en la Primera Guerra mundial. La propaganda nazi se encargó de difundir toda una serie de películas de cine (como El judío Süss y El judío Eterno), panfletos y demás publicaciones que lograron reverdecer el latente antisemitismo de la población. A medida que los nazis fueron ganando poder, los judíos se vieron cada vez más perseguidos hasta culminar en el genocidio conocido como Holocausto o Shoá. 

El Reino de Prusia

(En alemán: Königreich Preußen) fue un reino que existió desde 1701 hasta 1918. Gobernada durante toda su existencia por la rama franconiana de la Dinastía Hohenzollern, originalmente estaba centrada en Brandeburgo-Prusia, no obstante y principalmente gracias a su poderío militar, logró expandirse territorialmente, y para el fin de la Guerra austro-prusiana, había alcanzado la hegemonía total sobre el norte de Alemania.

Prusia en 1871 cuando pasó a ser la cabeza del nuevo Imperio alemán.
En 1871, al finalizar la Guerra franco-prusiana y al proclamarse el Imperio alemán, el Reino alcanzó su máxima extensión territorial; y aunque junto con otros Reinos germanos pasó a formar parte del nuevo Estado alemán, era por mucho el más grande e importante, abarcando más de la mitad de la superficie del Imperio, unos 348.780 km² en 1910.
Expansión de Prusia 1807-1871.
Al contar con la mayor economía y el mayor ejército de Alemania, Prusia garantizó su hegemonía política y desde entonces los Reyes de Prusia fueron también los Emperadores alemanes. En 1918, al ser derrotada Alemania en la Primera Guerra Mundial, una revolución socialista derrocó a la monarquía y el Reino se convirtió en el Estado Libre de Prusia, un Estado federal dentro de la nueva República alemana.
Las regiones que dieron inicio al Reino de Prusia fueron el Margraviato de Brandeburgo y el Ducado de Prusia, que juntas formaban Brandeburgo-Prusia. Pomerania Posterior había sido adquirida por Prusia en 1648. Sumadas a las conquistas recientes de Suecia en 1720, esta región pasaría a ser más tarde la provincia de Pomerania. Las adquisiciones prusianas en las Guerras de Silesia llevaron a la formación de la provincia de Silesia en 1740.

Después de que Prusia hiciese la mayor parte de sus conquistas, después del Congreso de Viena se habían creado un total de diez provincias, cada una de ellas subdivididas en regiones administrativas menores conocidas como Regierungsbezirke. 

Las diez provincias del Reino de Prusia, después del Congreso de Viena (1815). Los otros Estados miembros de la Confederación Germánica están mostrados en gris. El Cantón de Neuchâtel, en el suroeste, estuvo bajo la administración prusiana hasta 1848.
Las provincias eran:

  1. Brandeburgo
  2. Prusia Oriental
  3. Jülich-Cléveris-Berg
  4. Bajo Rin
  5. Pomerania
  6. Posen
  7. Sajonia
  8. Silesia
  9. Prusia Occidental
  10. Westfalia
En 1822, las provincias de Jülich-Cléveris-Berg y del Bajo Rin se fusionaron para formar la Provincia del Rin. En 1829, las provincias de Prusia Oriental y Occidental se unieron para constituir la provincia de Prusia, pero volvieron a separarse en 1878. Los principados de Hohenzollern-Sigmaringen y Hohenzollern-Hechingen habían sido anexionados en 1850 y vinieron a formar la Provincia de Hohenzollern.

Después de la victoria de Prusia en la Guerra Austro-Prusiana, los territorios anexados por ésta habían sido reorganizados en tres nuevas provincias: Hanóver, Hesse-Nassau y Schleswig-Holstein.


1806-1815: Guerras Napoleónicas

Charles Meynier: Napoleón en Berlín, después de derrotar a las tropas prusianas en la Batalla de Jena, el ejército francés entra en Berlín el 27 de octubre de 1806.

La Unificacion de Italia

Pérdida de Niza y de Saboya en 1860 durante la Unificación de Italia.
Napoleón III impedirá a Córcega unirse a Italia.
(En italiano il Risorgimento, "El Resurgimiento") fue el movimiento político y social que aglomerados a diferentes estados de la península italiana en el único estado de Italia en el siglo XIX. A pesar de la falta de consenso sobre la fecha exacta para el comienzo de la unificación italiana y el final de este período, muchos estudiosos coinciden en que el proceso se inició en el año 1815 con el Congreso de Viena y el fin de imperio Napoleónico, y terminó en algún momento alrededor del año 1871 con la Guerra Franco-Prusiana e incorporación de los Estados de la Iglesia.


"La Unificación Italiana.- Los pueblos de Italia, desde la desaparición del Imperio Romano (fines de la Edad Antigua y comienzo de la Edad Media), no habían logrado unificarse formando un solo Estado, sino que estando fraccionados, integrando algunos Reinos y otros estados autónomos. Por el Tratado de Viena de 1815 (Tiempos Contemporáneos), Italia quedó dividida en siete Estados independientes, a pesar de pertenecer todos ellos a una misma raza, profesar el mismo credo y tener, además, el mismo pasado histórico. Pero es en la segunda mitad del siglo XIX, que el anhelo nacionalista y de unificación que agitó Europa, fue también vigoroso en Italia. fue así como los estados italianos, después de vencer no pocas dificultades, y gracias a la labor sacrificada y heroica de muchos de sus patriotas, consiguieron unificarse formando, así, una sola nación, un solo Estado, este fué el Reino de Italia.

Forjadores de la Unificacion italiana

Los forjadores de la unión italianan fueron : el rey de Cerdeña, Victor Manuel II de Saboya, su ministro, el eminente patriota Camilo Cavour, y Giuseppe Garibaldi, valeroso y desinteresado patriota liberal. Desempeñaron también importantísimo papel, en la etapa inicial de este movimiento, el rey Carlos alberto de Cerdeña, padre de Victor Manuel de Saboya, así como Jose Mazzini, combativo politico liberal que trabajo con singular interés por conseguir la Unificacion de Italia.

Giuseppe Garibaldi (Niza, Reino de Piamonte, 4 de julio de 1807 – Caprera, Reino de Italia, 2 de junio de 1882) fue un militar y político italiano.
Víctor Manuel II
Víctor Manuel II (Vittorio Emanuele Maria Alberto Eugenio Ferdinando Luca Tommaso di Savoia; Turín, 14 de marzo de 1820 - Roma, 9 de enero de 1878) fue el último rey del Reino de Cerdeña y el primer rey de Italia. Hijo primogénito de Carlos Alberto I, rey de Piamonte-Cerdeña y de María Teresa de Habsburgo-Lorena, el maquiavelismo sistemático de éste, sus iniciativas intrépidas, lo desconciertan a veces, pero lo mantienen leal. Comprendiendo que su reino es demasiado débil para enfrentarse de nuevo con Austria, se alía con Napoleón III, aunque el precio de esta alianza sea la entrega de Niza y de Saboya. Las victorias de Magenta y de Solferino les devuelven esperanza a los patriotas italianos. El tratado de Villafranca firmado precipitadamente por Napoleón III y Francisco José de Austria los decepciona.
Víctor Manuel nació en Turín. Durante el reinado de su padre, Carlos Alberto, los reinos de Cerdeña y Piamonte fueron unidos. Carlos Alberto fue a la guerra en 1848 contra el Imperio austríaco (que gobernó la mayor parte de Italia del norte), pero fue derrotado en la Batalla de Novara al año siguiente. Carlos Alberto abdicó y su hijo Víctor Manuel se hizo rey de Piamonte-Cerdeña el 24 de marzo de 1849.
Camillo Paolo Filippo Giulio Benso, conde de Cavour /kaˈvuːr/ (Turín, 10 de agosto de 1810 – Turín, 6 de junio de 1861), fue un político y estadista de la Italia anterior a la unificación.
Los estados italianos , antes de la unificación, fueron los siguientes:
  • El reino de Cerdeña (Cerdeña y Piamonte)
  • El reino de las Dos Sicilias
  • Los Estados de la Iglesia
  • El reino de Lombardia-Venecia
  • Los Ducados de Parma, Modena y Toscana.

Etapas de la Unificacion Italiana

Distinguimos las siguientes etapas en la unificación Italiana:
  1. Guerra contra Austria e incorporación de Lombardia.
  2. Anexión de los Estados de Parma , Módena y Toscana
  3. Revolución de las Dos Sicilias
  4. Incorporación de Venecia
  5. Incorporación de los Etados Pontificios "Roma" y culminación de la unificación Italiana 
1.Guerra contra Austria e Incorporación de Lombardia

El rey de Cerdeña, Víctor Manuel II, y su primer ministro Camilo de Cavour, fueron quienes llevaron a cabo la unificación de Italia. Estaban convencidos que para culminar la magna obra era necesario enfrentarse, rigurosamente, a Austria, principal enemiga de tal union, la que, a su vez, habiase anexado a los estados de Lombardía y Venecia. Entonces concibieron el plan de solicitar ayuda a una gran potencia. Fue asi como pactaron, secretamente, con Napoleon III, emperador de Francia, quien tenía también puestas sus miradas en Saboya y Niza.

Iniciadas las hostilidades, la campaña militar que fue de corta duracion , dio la victoria a los franco-sardos, pues los ejercitos austriacos fueron derrotados en las batallas de Magenta y Solferino (1859). Luego Napoleon III, firmo por separado y en forma inesperada y sorpresiva un armisticio con Austria, por el cual Lombardia pasaba a poder de Victor Manuel II, pero quedaba aun bajo la dominacion austriaca: Venecia; Francia, obtenia, asi mismo, las regiones italianas de Saboya y Niza.

2. Anexión de los Estados de Parma, Modena y Toscana


La victoria sobre Austria despertó el sentimiento nacionalista entre los estados de Italia Central. Un plesbicito realizado en 1860, determino la incorporación al reino de Cerdeña (base de la futura Italia), de los estados de Parma, Modena y Toscana.



3. La Revolución de las Dos Sicilias


El aguerrido y eminente patriota Giuseppe Garibaldi, con el apoyo secreto de Cavour, desembarcó en Sicilia y se apodero de la isla, al mando de un cuerpo de mil voluntarios que vestian camisas rojas (Los mil camisas rojas); poco despues ocupo el reino de Napoles.


El ejército Sardo, al mando del propio Victor Manuel II, despues de conquistar los Estados de la Iglesia, excepto la ciudad de Roma, se unió a Garibaldi en Nápoles. Las Dos Sicilias declararon su unión al reino de Cerdeña. El 13 de marzo de 1863, el primer parlamento nacional, reunido en Turin, proclamó a Victor Manuel II Rey de Italia.

4. Incorporación de Venecia

Para conseguir la incorporación de Venecia, Victor Manuel II entró en alianza con Prusia, rival de Austria. Surgida la contienda (como ya hemos visto al hablar de la unificación Alemana), la victoria favoreció a Prusia, la que obligo a Austria a devolver Venecia a Italia.



5. Incorporación de Roma - Conclusión de la unidad Italiana

Con la anexión de Venecia, solamente faltaba la incorporación de los Estados Pontificios y, sobre todo, de la ciudad de Roma, para dar por concluida con la total unificación de Italia. Victor Manuel II se habia comprometido con Napoleón III a mantener el dominio del Papa sobre la capital del mundo catolico. Una primera tentativa de Garibaldi fue rechazado por el ejercito sardo (1862). Una segunda lo fue por la guarnicion francesa que custodiaba Roma (1867). La situación cambio por completo tres años después, cuando estalló la guerra Franco-Prusiana, pues Napoleón III debió retirar la guarnición que mantenía en Roma (1870).

Inmediatamente, Victor Manuel II, ordenó a sus tropas italianas ocupar Roma. Así se hizo, a pesar de la resistencia de la guarnición papal y de las protestas del pontifice ( 20 de setiembre de 1870). Victor Manuel II se instaló en el palacio de Quirinal, y declaró que Roma era la capital del Reino de Italia. El papa se negó a aceptar la anexión de Roma por Víctor Manuel, cuya autoridad desconoció. Como protesta se encerró en el palacio del Vaticano, considerándose prisionero. Asi nació la llamada Cuestión Romana, que se prolongaría por casi sesenta años (1870 - 1929)

Por el Tratado de Letran (1929), suscrito entre Benito Mussolini y el Papa Pio XI, quedó solucionada la Cuestión Romana. Por dicho Tratado, se reconocía la existencia del pequeño Estado del Vaticano (Estado que queda dentro de la ciudad de Roma) y el Papa era, también, reconocido como su soberano. Se le reconocieron todos los derechos y todas las prerrogativas que corresponden a los estados soberanos e independientes.
"La diplomacia de Cavour, el heroísmo de Garibaldi, la capacidad de estadista de Victor Manuel II y el entusiasmo nacionalista de los pueblos, habían logrado la unificación total de Italia.
Características de la Unificación Italiana

La unificación italiana, presenta las siguientes características:
  • Fue la cristalización de un anhelo nacionalista, hondamente acariciado por los pueblos de Italia.
  • Se realizó en forma libre, espontánea y por propia iniciativa y voluntad de dichos pueblos.
  • La unidad Italiana se hizo sin lesionar a nación extranjera alguna y sin servirse de la fuerza ni de guerras de agresión.



Fuente: Dr. Antonio Guevara Espinoza, Edad contemporanea.

lunes, 29 de septiembre de 2014

La Unificación Alemana

La Unificación de Alemania fue un proceso para lograr la integración y la posterior unificación de diferentes estados alemanes en una sola Alemania, se inicio a mediados del siglo XIX y finalizo en el año 1871. El proceso fue dirigido por el primer ministro Prusiano Otto von Bismarck, conocido como el Canciller de Hierro, y culminaría con la formación del Segundo Reich "Segundo Imperio Alemán".


Otto von Bismarck
Otto Eduard Leopold von Bismarck-Schönhausen (Schönhausen, 1 de abril de 1815–Friedrichsruh, 30 de julio de 1898) conocido como Otto von Bismarck, fue un estadista, burócrata, militar, político y prosista alemán, considerado el fundador del Estado alemán moderno. Durante sus últimos años de vida se le apodó el «Canciller de Hierro» por su determinación y mano dura en la gestión de todo lo relacionado con su país, que incluía la creación de un sistema de alianzas internacionales que aseguraran la supremacía de Alemania, conocido como el Reich.
Cursó estudios de leyes y, a partir de 1835, trabajó en los tribunales de Berlín y Aquisgrán, actividad que abandonó tres años más tarde para dedicarse al cuidado de sus posesiones territoriales. En 1847 entró a formar parte del parlamento prusiano, donde muy pronto se convirtió en líder del ala conservadora. Se enfrentó duramente a la revolución de 1848, y por esa época comenzó a perfilar lo que sería su principal objetivo político: la unificación de Alemania y la creación del Reich desde preceptos autoritarios y antiparlamentarios.

"La Unificación de Alemania.- Hasta mediados del Siglo XIX Alemania no había constituido una nación unificada, sino un conjunto de 38 estados independientes que formaban la llamada Confederación Germánica. Entre dichos estados, sobresalieron por su importancia, el reino de Prusia, que agrupaba a pueblos de origen germánico, y Austria , poblada por diversidad de razas. Las guerras Nanapoleónicas el anhelo nacionalista que agito a Europa, hicieron que los pueblos germánicos aspirasen también a formar un solo estado poderoso, una sola Nación, esta fue Alemania.

Fue Prusia, la que inicio el movimiento unificador, para lo cual entró en guerra con Austria, nación que también tenía igual aspiración, pero un proyecto suyo, y contra Dinamarca y Francia.

Forjadores de la Unificación Alemana

Fueron : 

El rey de Prusia, Guillermo I, que hizo de su nación la primera potencia militar de Europa, su celebre canciller , Otto Von Bismarck, apodado el canciller de Hierro por su carácter sumamente autoritario, duro y enérgico; y el jefe de Estado Mayor del ejercito prusiano, general Moltke.

Periodos de la Unificación Alemana:
El reino de Prusia, llevo a cabo esta unificación por medio de las siguientes guerras
  • Guerra contra Dinamarca: En alianza con Austria, Prusia hizo la guerra a Dinamarca y le arrebato los ducados de Schleswig y Holstein, territorios que luego quedaron bajo el dominio mancomunado de Austria y Prusia.
  • Guerra contra Austria: Prusia, después de conseguir la neutralidad de Napoleón III y en alianza con Víctor Manuel II, declaro la guerra a Austria, llevada por el deseo de arrebatarle algunos territorios. El poderoso ejercito prusiano, en pocas semanas, impúsose sobre los austriacos a quienes derroto en la batalla de Sadowa (1866), firmándose a continuación, la Paz de Praga, por la que Prusia, ensanchaba considerablemente sus territorios con la incorporación de los ducados de Schleswig, Holstein, el reino de Hannover y otras regiones más; Austria, a su vez, renunciaba definitivamente a formar parte de Alemania y aceptaba la disolución de la Confederación Germánica. Poco después, todos los estados alemanes unificaronse a base de la Confederación de Alemania del Norte, que reconocía como soberano a Guillermo I. Por otra parte, Austria tuvo que devolver Venecia, la que, a su vez, fue incorporada a Italia.
  • Guerra Contra Francia (Guerra Franco-Prusiana): Prusia, convertida en gran potencia, y bajo la hábil dirección de Guillermo I y de su canciller Otto Von Bismarck, busco la oportunidad de enfrentarse a Francia, con el propósito de arrebatarle las provincias de Alsacia y Lorena.


Guerra de 1870

El pretexto para la guerra surgió cuando el príncipe Leopoldo de Hohenzollern, primo del rey de Prusia, aspiro la corona de España, vacante por el destronamiento de Isabel II, a lo que Francia opúsose, por no verse entre dos naciones dominadas por la nobleza prusiana. Poco después, Napoleón III declaro la guerra a Prusia, aduciendo que Guillermo I había desairado al embajador francés al negarse a recibirlo en su palacio. Pero Guillermo I, anticipándose a los sucesos, había movilizado un poderoso ejercito de 500,000 soldados, que al mando del general Moltke, consiguió una aplastante victoria sobre los franceses en las batallas de Freschwilier, Rezonville y en la de Saint Privat.

El encuentro definitivo se realizo en Sedan (2 de setiembre de 1870), donde las tropas francesas resultaron completamente derrotadas, siendo tomado prisionero el propio Napoleón III. Al saberse la Capitulación de Sedan, estallo una revolución en París que proclamo la abolición de la monarquía y el restablecimiento de la República. (III República), bajo la presidencia de León Gambetta. El nuevo gobierno provisional, que reemplazo a la monarquía, decidió proseguir la guerra; pero el ejército prusiano en su arrollador avance ocupo París. Entonces, Francia, se rindió ante Prusia. Por el Tratado de Frankfort (mayo de 1871) se estipulaba:
  • Los franceses cedían Alsacia y Lorena 
  • Se comprometían a pagar una indemnización de guerra equivalente a cinco mil millones de francos.

Con la incorporacion de Alsacia y Lorena, Prusia, denominada en adelante Alemania, culmino, así, la empresa de la Unificación germana o Alemana.

Guillermo I de Alemania y Prusia
Guillermo I de Alemania y Prusia (en alemán: Wilhelm Friedrich Ludwig; Berlín, 22 de marzo de 1797 – 9 de marzo de 1888) fue emperador de Alemania (Káiser), desde el 18 de enero de 1871 hasta su muerte (9 de marzo de 1888), y rey de Prusia, desde el 2 de enero de 1861.
Tras la Guerra franco-prusiana, Guillermo I de Prusia fue proclamado Emperador alemán (y no Emperador de Alemania) el 18 de enero de 1871 en el salón de los espejos del Palacio de Versalles. La Confederación Alemana del Norte (1867-1871) se transformó en el Imperio alemán ("Kaiserreich", 1871-1918). Se fundó un único Estado de carácter federal con el rey de Prusia como jefe de Estado, con el título imperial y "presidente" o primus inter pares de los monarcas que se federaron de los reinos de Baviera, Wurtemberg, Sajonia, el Gran Ducado de Baden y el de Hesse. También quedaron incorporadas las ciudades libres de Hamburgo, Lübeck y Bremen. 
Proclamación de Guillermo I como Emperador Alemán.
Características de la Unificación Alemana

La unificación alemana presenta las siguientes características:
  • Que se realizo sin contar con la libre voluntad de los pueblos; es decir, que no fue un movimiento espontáneo, un anhelo nacionalista, una aspiración patriótica.
  • Que se llevo a cabo por medio de guerras, a la fuerza
Trascendencia de la Unificación de Alemania:
  • El gobierno surgido en Alemania unificada, no fue democrática ni auténticamente constitucional, sino Autocrático y Militarista
  • Se formo una Nación Poderosa: El Imperio Alemán (gobernada por los Hohenzollern), que alcanzo un gran desarrollo industrial, cultural científico, con ansias de dominio universal. Su inmenso poderío militar y su anhelo de expansión territorial dieron origen, precisamente, a las Dos Guerras Universales más grandes de la Historia (Primera Guerra Mundial 1914 - 1918 y Segunda Guerra Mundial 1939 - 1945) que trajeron desastrosas consecuencias para Alemania en particular y para el mundo en general."

Fuente: Dr. Antonio Guevara Espinoza, Edad contemporanea.


San Petersburgo durante la estancia de Otto von Bismarck



San Petersburgo (en ruso: Санкт-Петербург, AFI: [sankt pʲɪtʲɪrˈburk], Sankt Peterburg) fue la segunda ciudad visitada por Otto von Bismarck durante su misión como embajador de Prusia (que en ese tiempo era un cargo, para el pueblo prusiano, de alta talla). Durante su visita a San Petersburgo, a Bismarck, le impresionó la ciudad debido a la gran mano de obra, la sociedad, la economía, la cultura y sobre todo la milicia (durante el siglo XIX, el poder ruso era uno de los más ejemplares junto con el Reino Unido). Sin embargo, durante su estancia como embajador en San Petersburgo, Bismarck padeció enfermedades muy graves, las cuales afectaron su salud significativamente. En marzo de 1862, por orden del rey Guillermo, Bismarck abandonó San Petersburgo y se le ordenó trasladarse en abril a París donde debería continuar su trabajo como embajador del pueblo prusiano. No obstante, más que trabajo, los meses siguientes en París fueron como vacaciones para el estadista alemán que procuraba ser Ministro de Alemania.


domingo, 28 de septiembre de 2014

Leo Von Klenze - Ruhmeshalle - La Gliptoteca de Múnich -El Hermitage (Recomendado)

(Schladen, Baja Sajonia, 29 de febrero de 1784 — Múnich, 27 de enero de 1864).

Leo Von Klenze
Se destacó como arquitecto de la corte de Baviera bajo el reinado de Luis I. Su obra más destacada es el conjunto de la Königsplatz y los edificios que la rodean, como la Gliptoteca de Múnich (1816 - 1834), para la cual se inspiró en la tipología de galería creada por Durand. También en Múnich diseñó la Ruhmeshalle en la Theresienwiese, donde se yergue la estatua colosal de Bavaria y la Residencia de Múnich. En otras ciudades alemanas construyó el castillo de Wilhelmshöhe en Kassel, el Walhalla en Ratisbona y la Befreiungshalle en Kelheim, entre otros edificios.


Recreación idealizada de la Acrópolis de Atenas (1846) por el arquitecto y pintor Leo von Klenze
El zar Nicolás I de Rusia, en su visita a Baviera, se entusiasmó con su obra y le encargó la construcción del Nuevo Ermitage en San Petersburgo, que se concretó entre 1839 y 1852.
Von Klenze fue un prominente representante de la corriente que revivió el estilo griego en Europa. A tal punto, que se le encomendó una renovación de la propia ciudad de Atenas, con motivo del advenimiento de la monarquía de Otón I de Grecia.

Plaza de la catedral de Amalfi. (Pintura de Leo von Klenze)
Amalfi es una comuna y archidiócesis de la región de Campania, Italia, situada a la orilla del Golfo de Salerno, a 75 km de Nápoles. Se encuentra en la boca de una profunda garganta al pie del Monte Cerreto, de 1.315 m de altura, rodeada por acantilados. En la actualidad  tiene 5.341 habitantes.
Amalfi en la actualidad
Napoleón Bonaparte en Portoferraio (1839) -(Pintura de Leo von Klenze)

Ruhmeshalle es el Salón de la Fama diseñado por Leo von Klenze y construido cerca de Múnich, Alemania, entre 1843 y 1853. Fue encargado por el rey Luis I de Baviera y se erigió junto el Río Isar frente a la Theresienwiese en Múnich como parte de un conjunto que incluye la estatua Bavaria. La Bavaria y la edificación de orden dórico con tres alas que es Salón de la Fama de Theresienwiese constituyen un conjunto figurativo y simbólico.


Ruhmeshalle (El Salón de la Fama), en Theresienwiese, cerca de Múnich.
En la juventud del príncipe Luis, se manifestaban las ambiciones de poder de Napoleón I de Francia, por un lado, y de Austria, por el otro. La casa de Wittelsbach era entonces apenas un juguete de los dos grandes poderes. Y esto prosiguió hasta 1805, año en que Napoleón "liberó" a Baviera y puso en el trono a Maximiliano I de Baviera con el título de rey. Durante ese tiempo se sucedieron guerras en tierras bávaras, situación que se prolongó hasta la batalla de Leipzig en 1813. En este contexto, el príncipe heredero Luis se hacía ideas acerca de una "Baviera de todas las tribus" y de una "gran nación alemana".


Bustos de alemanes ilustres en el interior
Esto le motivó a imaginar varios proyectos edilicios y artísticos de monumentos nacionales representativos. Tras su ascenso al trono en 1825, mandó construir el Walhalla en Ratisbona, la Ruhmeshalle en Múnich y la Befreiungshalle en Kelheim, todas financiadas de su propio presupuesto; con todas ellas procuró representar una unidad política y artística, única en Alemania. Soñaba con convertir a Múnich en la "Atenas del Isar" como contrapartida a Dresde, la "Florencia del Elba"


Vista nocturna.
La edificación:La sala es de 68 metros de ancho, 32 metros de profundidad, tiene una altura de 16 metros y se encuentra en un 4,3 metros de altura con una base ligeramente inclinada. Se sustenta sobre 48 columnas con una altura de 6,95 metros y un diámetro de 1,25 metros construidas con piedra caliza de Kelheim. En la sala se encuentran bustos de alemanes ilustres de todas las disciplinas.

La Gliptoteca de Múnich
La Gliptoteca de Múnich es un museo ubicado en la ciudad alemana de mismo nombre que fue encargado por el rey bávaro Luis I para albergar su colección de esculturas griegas y romanas. Fue diseñado por Leo von Klenze en el estilo neoclásico y construido entre 1816 y 1830. Actualmente el museo forma parte del Kunstareal.
Gliptoteca de Múnich 1816-1834
 El museo fue diseñado en el estilo clásico grecoitaliano. El pórtico es jónico y los muros exteriores contienen nichos, en los que se ubican 18 esculturas originales romanas y griegas, seis en cada pared (salvo la trasera). El interior es abovedado.


La Plaza Real de Múnich con la Gliptoteca a la derecha y la Colección Estatal de Antigüedades a la izquierda desde los Propileos
El museo fue originalmente construido completamente de mármol. Sin embargo, en la Segunda Guerra Mundial quedó destruido. El edificio reconstruido no es tan hermoso como el original: las columnas jónicas se dejaron sin terminar, no estando acanaladas, y algunas esculturas quedaron también sin hacer. Además, se usó mucho menos mármol, lo que resulta evidente desde dentro, donde se aprecian las paredes compuestas de ladrillo rojo y pintadas para dar un efecto de mármol. Los frescos que decoraban los muros también se perdieron. 



La Gliptoteca de Múnich y los Propileos.
La Gliptoteca contiene esculturas datadas desde el periodo arcaico (c. 650 a. C.) hasta la época romana (c. 550 d. C.).ç

Época Arcaica (700–490 a. C)
  • Entre las esculturas más famosas de esta época están el Kuros de Múnich (estatua de un adolescente del Ática, c. 540 a. C.), el Kuros de Tenea (estatua de un adolescente de Corinto, c. 560 a. C.) y las estatuas del templo de Afea en Egina. De éstas últimas hay de hecho dos conjuntos de esculturas parecidas en la Gliptoteca.
Imagen del Kuros de Tenea,
Expuesto en la Gliptoteca de Múnich, de Alemania.
El Kuros de Tenea, también llamado Apolo de Tenea, es una escultura tipo kuros que data del año 575 - 550 a. C. y que fue esculpida por algún artista de los talleres de Corinto, ciudad de la Antigua Grecia.
Kouros de Múnich

Época Clásica (490–323 a. C)
  • Las escultura más famosas de este periodo son el Retrato de Homero (460 a. C.), la Estatua de Diomedes (430 a. C.), la Medusa Rondanini (440 a. C.), la Estela funeraria de Mnésareté (380 a. C.), la Estatua de Eirene (370 a. C.), el Alejandro Rondanini (c. 338 a. C.) y el Ilioneus (c. 320 a. C.).
La Medusa Rondanini (440 a. C.)
Retrato de Homero del «tipo de Epiménides», según una copia romana de un original griego del siglo V a. C., conservado en la Gliptoteca de Munich (Inv. 273).
Época Helenística (323–146 a. C.) 
  • La escultura más famosa representativa de este periodo es el Fauno Barberini (220 a. C.). Entre las copias romanas famosas de esculturas griegas están el Niño con ganso (c. 250 a. C.) y la Mujer ebria (atribuida a Mirón, c. 200 a. C.).
Fauno Barberini, Copia en mármol de Pérgamo de un bronce helenístico. 220 BCE. 215 cm. Glyptothek, Munich. 
Detalle - Fauno Barberini

El Niño con ganso (c. 250 a. C.)
Esculturas romanas (150 a. C.–550 d. C.) 
La Gliptoteca alberga una gran colección de bustos romanos, estando entre los más famosos los de los emperadores Augusto (c. 40 d. C.), Nerón (65 d. C.), Septimio Severo (200 d. C.) y su esposa Julia Domna (195 d. C.).

 Augusto (c. 40 d. C.)
Nerón (65 d. C.)
El Hermitage 

El complejo arquitectónico del Hermitage a la orilla del río Neva, de izquierda a derecha el teatro Hermitage, el arco sobre el canal de Invierno, el Gran Hermitage, el Pequeño Hermitage y el Palacio de Invierno.
El Museo del Hermitage (en ruso Эрмитаж, ermitazh, proveniente del francés ermitage, «ermita», «refugio del ermitaño») de San Petersburgo, Rusia, es una de las mayores pinacotecas y museos de antigüedades del mundo.

El Hermitage se encuentra situado en el corazón de San Petersburgo, entre el malecón del río Neva y la Plaza del Palacio. El Hermitage ocupa cinco edificios unidos en un grandioso conjunto cultural y arquitectónico: el Palacio de Invierno, antigua residencia de los zares; el Teatro de Hermitage, el Hermitage Pequeño, el Hermitage Viejo y el Nuevo Hermitage, que forman un hermoso conjunto arquitectónico. El complejo del museo también incluye el Palacio Menshikov y el ala oriental del edificio del Estado Mayor General, el Staraya Derevnya restauración y el centro de almacenamiento y el Museo de la Fábrica de Porcelana Imperial. 


El Hermitage 
El Hermitage 

El Nuevo Hermitage 

Fue el primer edificio construido en Rusia específicamente para contener arte. Fue construido entre los años 1842 y 1841 por el arquitecto alemán Leo von Klenze. Es donde se encuentra la entrada principal del museo, que consiste en un gran pórtico con unos atlantes. Se encuentra a continuación del resto de edificios, al otro lado del canal.


Nuevo Hermitage (1842-1851)
Quizás su proyecto más “exótico” fue para el Nuevo Hermitage en San Petersburgo (1839-1852). El edifico debía alojar cómodamente las colecciones del zar Nikolaj I (1826-1855). El resultado fue un museo bien pensado y calculado que supo aunar la monumentalidad clásica con la opulencia zarista.


Nuevo Hermitage, detalle del Pórtico de los Atlantes





Escalinata principal

Sala de la Escuela Italiana
Galería de Pintura Antigua
Sala de Medallas y Monedas
Sala de Escultura Moderna
El Walhalla 

Toma su nombre de la mitología nórdica y es un imponente templo neoclásico cuyo propósito es servir de monumento y salón de la fama para "alemanes laureados y distinguidos" (en realidad, germánicos, porque hay austríacos, bohemios, etc.) levantado a orillas del Danubio a 6 kilómetros al sur de Ratisbona, en Baviera, Alemania.

El monumento Wallhalla a orillas del río Danubio cerca de Ratisbona
El Walhalla
Fue concebido por el Rey Luis I de Baviera (el abuelo de Luis II) y construido entre 1830 y 1842 bajo diseños de Leo von Klenze, que también fue responsable del Befreiungshalle, también cerca de Ratisbona sobre el Danubio.
El Walhalla debe su nombre al Hall de los dioses de la mitología germánica (y nórdica) siendo el equivalente al Olimpo griego.
Es una copia perfecta del Partenón de Atenas, sostenido por 52 columnas dóricas
En su interior alberga bustos de 130 ilustres alemanes cubriendo 2000 años de historia. El más antiguo es Arminius, victorioso en la Batalla de la selva de Teutoburgo en el año 9 D.C.


El Befreiungshalle 

El Befreiungshalle - Kelheim en Baviera Alemania
("Sala de la Liberación") es un monumento histórico clásico sobre el monte Michelsberg en la ciudad de Kelheim en Baviera, Alemania. Está cerca de Ratisbona en las orillas del río Danubio en la confluencia del Danubio y el Altmühl, y el Canal Rin-Meno-Danubio.


Interior del Befreiungshalle 
El rey Luis I de Baviera ordenó la construcción del Befreiungshalle para conmemorar las victorias contra Napoleon durante las Guerras napoleónicas que duraron desde 1813 a 1815.
La construcción comenzó en 1842 por Friedrich von Gärtner en una mezcla de estilos clásicos y cristianos. A petición del rey, Leo von Klenze alteró los planos para completar el edificio hasta 1863.

Iglesia de Todos los Santos en Munich - Leo von Klenze